El surrealismo en Bedtime Story

Me gustaría compartir un vídeo en el que la obra de arte se emplea como fuente de inspiración. Se trata del videoclip de Madonna Bedtime Story.

Dirigido por Mark Romanek en 1994, es considerado uno de los vídeos musicales más artísticos, sobre todo dentro del Surrealismo. Tanto es así que fue adquirido por el Museo de Arte Moderno de Nueva York (MOMA).

La magia surrealista del videoclip está inspirada en la obra de tres artistas femeninas surrealistas del siglo XX: Leonora Carrington, Remedios Varo y Frida Kahlo. Madonna es una gran admiradora de estas artistas e incluso posee algunos de sus cuadros.

Madonna aparece tumbada en el centro una habitación futurista, donde  se le inyecta una sustancia alucinógena que le hace sumergir en un profundo sueño, logrando entrar en su subconsciente. El argumento del vídeo es el sueño, en el cual se mezclan un sinfín de elementos simbólicos que son muy difíciles de analizar.

Entre estos elementos podríamos destacar la escena en la que aparece Madonna embarazada y de cuyo vientre salen muchas palomas volando, inspirada en La giganta, de Leonora Carrington.

(La giganta, Leonora Carrington)

(La giganta, Leonora Carrington)

También deberíamos destacar una segunda escena en la que Madonna representa a 2 mujeres tomadas de la mano sentadas en un estanque, y cuyas cabezas han sido sustituidas por espejos.  Esta escena se inspira en Los amantes, de Remedios Varo.

(Los amantes, Remedios Varo)

La influencia de Frida Kahlo la encontramos en la escena en la que el rostro de Madonna aparece deformado, con los ojos y la boca cambiados de lugar. Sin embargo, en esta ocasión no se inspira en una obra concreta suya.

Otras elementos simbólicos que podríamos destacar son el ángel caído con las alas cortadas, elemento religioso; la muerte simbolizada en un esqueleto; los Derviches que giran en torno a sí mismos para llegar a una especie de éxtasis y acercarse a Dios; referencias a otras culturas como inscripciones egipcias y árabes; e incluso un tributo a la película Stalker de Andréi Tarkovski, con la escena en la que un niño mueve jarrones con su mente.

¡Disfrutad!

1 comentario
  1. Peggyisthequeen dijo:

    Es impresionante. No lo conocía. Me ha gustado mucho tu comentario sobre el vídeo y su relación con la pintura.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: